Toni Schonenberger

El afan nómada llevó a Toni a vivir en Asia donde descubrió el acro en los intervalos de superficie cuando trabajaba como instructor de apnea. En él encontró una nueva pasión que le llevaría a pasar más tiempo fuera del agua y emprender un nuevo camino formándose como instructor con Acroyoga.int . Desde entonces se dedica a compartir su pasión en lugares como Malasia, Sri Lanka, Thailandia, Bali … Actualmente su objetivo es popularizar el acro en sus tierra, Galicia,  a través de su compañía DragonflyAcro.